Préstamos para casos imposibles

Algunas veces es muy complicado solicitar un crédito y los préstamos para casos imposibles, hacen que ese tipo de clientes, tengan acceso a financiación a las que les cuesta mucho acceder, a pesar de que se traten muchas veces de circunstancias de aprieto.

¿Qué motivos hacen que sea complicado acceder a financiación?

Antes de charlar sobre las alternativas que se deben de usar, tenemos que identificar las causas que desafían que una persona no tenga acceso al crédito.

  1. No tener unos ingresos regulares: este es el peor de los motivos que puede tener un cliente a la hora de querer acceder a un préstamo y esto es debido a que escasas financieras/prestamistas van a estar dispuestas a dar su dinero a alguien que no les puede asegurar que va a ser devuelto, haciendo que sea casi imposible. ¿Tú le darías miles de euros a una persona que no tiene trabajo y encima debe dinero? Las empresas de financiación tienen que asegurarse de que sus negocios sean rentables y las personas que no tengan ingresos, no les ofrecen esa tranquilidad. Recomendado: los mejores países para buscar trabajo.
  2. Tener deudas bancarias o de empresas: no es un inconveniente tan grave como el anterior, ya que si tienes ingresos regulares, es posible que algunas empresas estén dispuestas a hacerte una reunificación de deudas. Que funcionan de la siguiente forma: con un préstamo devuelves tus deudas anteriores, quedándote con una sola cuota y evitando que las deudas anteriores sigan incrementándose y se conviertan en deudas imposibles de devolver. ¿Cómo agrupar préstamos?
  3. Estar en un archivo de morosidad: también suele ser una de las causas que hacen que un cliente no tenga acceso al préstamo o la línea de crédito, sin embargo, hay financieras que se dedican en los préstamos para morosos y también empresas de abogados que te ayudan a salir de las deudas o a un asesoramiento. Interesa: Dinero para morosos o financiación con morosidad.

Solicitar un préstamo complicado con las dificultades anteriores.

prestamos casos imposibles

Si cumples con algunas de las dificultades anteriores, significa que has llegado aquí por algunos de esos motivos, a continuación te damos algunas soluciones a tu problema, según cual sea la dificultad que tengas.

  1. No tengo ingresos regulares: en el caso de no tener un trabajo o no tener ingresos regulares, se tienen los siguientes escenarios: vender objetos o empeñarlos en negocios especializados de los empeños, buscar un trabajo, crear una idea de negocio y buscar socios capitalistas para las ideas de negocio, de forma que te ofrezcan una mejor situación económica. Más información: ¿Cómo encontrar socios inversores?
  2. Figuro en la lista de morosos: en este caso sí que es posible que muchos de los créditos rápidos que encuentras en esta web, te den acceso a pequeños importes, mientras que tengas unos ganancias mensuales.
  3. Tengo ya otros créditos en fase de devolución: si tienes ingresos de forma regular, tienes más posibilidades de acceso a créditos pequeños de forma online o a cuantías más grandes, con las agrupaciones de deudas. ¿Cómo reunificar deudas sin hipoteca?

¿Cuáles son las financieras con ASNEF que están dando crédito a estos clientes?

Las financieras que más préstamos están aprobando a gente que cumple con los detalles anteriores, suelen ser las que tienen las siguientes características:

  1. Suelen ofrecer cantidades muy pequeñas, regularmente menos de 1.000€.
  2. A devolver en un mes o en pocos meses.
  3. Busca por crédito de pequeñas cantidades en: préstamos online de cantidades pequeñas.

Nos interesa que compartas nuestro contenido y es por eso que a continuación tienes botones con los que compartir este artículo y ayudar a todas las personas que se encuentran en situaciones muy difíciles/casos imposibles.



Visita nuestro Facebook↗Abrir desde Facebook

Visita nuestro canal de Youtube: ↗Ver canal de Youtube.


About Eduardo Varela

Graduado en Administración y dirección de empresas - Ciencias económicas. Experto en temas financieros y especializado en la industria Fintech. Eduardo Varela